viernes, noviembre 18, 2005

Mi Abuelo

La vida de este árbol se ha consumido. Durante años estuvo verde, lleno de hojas. Pero con el tiempo aquellas hojas se le fueron cayendo, se fue debilitando y perdiendo ramas. Hoy la vida de este árbol llegó a su fin.
Uno ha de estar feliz por todos los recuerdos que tiene en su corazón. Por todos esos momentos que ha disfrutado de ese árbol. Abrazado a él, mis lágrimas son de felicidad.

4 comentarios:

Zolsaihan dijo...

Si creéis en el cielo deberíais estar felices, pues el irá al cielo.

Si creéis en Dios deberíais estar felices, pues el estará junto a él.

No deberíais llorar por pena y mucho menos por lástima. Ni hacer penitencias para sentiros mejor o demostrar/le que sentís por él.

Eso se tiene que hacer día a día. Demostrar lo que sientes por una persona.

Yo estoy feliz por los momentos que viví con él. Aunque he de admitir que por la distancia fueron pocos. Aunque no ha habido día que no me acordase de mi abuelo.

El alma es inmortal. Solo el cuerpo nace y muerte. Mis recuerdos perdurarán eternamente.
Mi vida como la de cualquier de vosotros llegará a su fin. No le tengo miedo a la muerte pues se que hay muchas más. Simplemente disfruto cada día como el último.

pienso que... dijo...

...tienes razón aunque cuando pasa la gente se pone triste, es como algo que siempre se ha inculcado así desde niño. En otros lugares se festeja la muerte...


Siento lo de tu abuelo

Sopor eterno dijo...

El estara a la derecha de Dios...por una parte debemos estar felices..pero por otra siempre te queda ese vacio en el corazon...

Lo siento cariño,el cuidara de ti.

Nauta dijo...

El está contigo, aunque todavía no lo puedas ver (y no estoy hablando del recuerdo o de la imaginación).
Te aprecio mucho
Giovanni