domingo, junio 04, 2006

El Domingo de Nelkita

Es bueno acostumbrarse al cambio y la renovación y no sufrir por cosas que sólo existen para traernos alegrías.
Cuando llega el invierno, los árboles deben de suspirar de tristeza al ver cómo caen sus hojas.
Dicen: "Jamás volveremos a ser como antes".
Claro que no. De otro modo, ¿cuál sería el sentido de la renovación? Las siguientes hojas tendrán su propia personalidad, pertenecerán a un nuevo verano que se acerca y que nunca podrá ser igual al que pasó.
Vivir es cambiar y las estaciones nos repiten esa misma lección todos los años. Cambiar significa pasar por un periodo de depresión: todavía no conocemos lo nuevo y tenemos que olvidar todo aquello a lo que estábamos acostumbrados. Pero si tenemos un poco de paciencia, la primavera siempre llega y olvidamos el invierno de nuestra desesperación.
Cambio y renovación son leyes de vida. Es bueno acostumbrarse a ellas y no sufrir por cosas que sólo existen para traernos alegrías.

Cita: No hay más pecado que la falta de amor. Tened coraje, sed capaces de amar, aunque el amor parezca algo traicionero y terrible. Alegraos en el amor. Alegraos en la victoria. Haced l que vuestros corazones os manden.

3 comentarios:

Anonimo dijo...

Solo gracias.

pienso que.. dijo...

... un buen texto para empezar la semana.


FALTA la correspondiente foto :P

Nelkita dijo...

Wenoo..si es mi pienso q...q me ha comentado ains , se te echaba muy de menitos.Besitos de nube.Muaks.