martes, julio 11, 2006

Ashtavakra dijo...

Si la liberación es tu objetivo en al vida, entonces evita los objetos de los sentidos como si fuesen veneno y busca la compasión, la sencillez y la verdad como se busca el néctar.
Los objetos de los sentidos son efímeros y lo que de bueno tiene es una huella de la Verdad omnipresente; su búsqueda apasionada empobrece el alma y se convierte en un obstáculo. La palabra "verdad", en este versículo, significa palabras verdaderas.
No eres ni tierra, ni agua, ni fuego, ni aire, ni éter. Sabe que tu Sí (Atman) es Testigo de eso y diferente de eso, si quieres alcanzar la liberación
Este versículo es un texto para la meditación. Si ésta es ardiente, la servidumbre, ilusoria como una autohipnosis, puede acabarse.
Si cesas de identificarte con tu cuerpo y permaneces en reposo en l Inteligencia, gozarás de una felicidad inmediata, la paz eterna y la liberación de tu servidumbre imaginaria.
Tú (como Atman) no formas parte ni de los brahmanes ni de las demás castas, y tampoco perteneces a las cuatro etapas de la vida. No eres un objeto de percepción de los sentidos, tú eres el único Testigo, dependiendo por naturaleza y sin forma. ¡ Se Feliz!


Las cuatro etapas de la vida son el Brahmacharya (la vida de estudiante), el Grihasthya (la vida de cabeza de familia), el Vanaprastha (la vida de anacoreta) y el Samnyasa (la vida de renunciación)
¡Oh Realidad omnipresente! Virtud, vicio, placer y dolor, son estados de la mente y tu Sí es independiente de ellos. Tú no eres ni el que actúa ni el que goza; tú eres siempre libre...
Cita: Todo ser humano sabía, inconscientemente, que existía un puente hacia lo invisible al alcance de sus manos, por el que podía pasar sin miedo.

1 comentario:

malyi dijo...

Me gusta, me gusta. Pero... y si las cuatro etapas de la vida caminan por ti cada día?

Ese es el Daibutsu de Kamakura verdad? Y las hojas de momiji...

El espíritu que acepta la nada posee el encanto del vacío.